Politica

Irene Montero destaca a la Generalitat y a la ciudadanía valenciana como «un ejemplo» en la gestión de la emergencia sanitaria

• Bookmarks: 3


La ministra pone en valor las medidas impulsadas por el Botànic para afrontar las consecuencias económicas y sociales de la pandemia

La ministra de Igualdad, Irene Montero, ha destacado que tanto la Generalitat como la ciudadanía de la Comunidad Valenciana son «un ejemplo» en la gestión de la emergencia sanitaria provocada por la pandemia, así como también «en la emergencia económica y social que esta ha provocado, con el reto de que nadie quede atrás». Montero ha visitado hoy València, donde ha sido recibida por el jefe del Consell, Ximo Puig, después de haber mantenido una reunión con el vicepresidente y conseller de Vivienda, Rubén Martínez Dalmau, y la consellera de Participación, Rosa Pérez Garijo, donde se han tratado temas de arquitectura feminista y memoria histórica.Martínez Dalmau y Pérez Garijo han presentado a la ministra las conclusiones de la jornada Género y Vivienda, que se desarrolló en febrero y en las que se aboga por una arquitectura y un urbanismo feminista, así como también por iniciativas innovadoras sobre género.Sobre las conclusiones de esta jornada, Montero ha manifestado que la política de vivienda «no es neutra» y que esta tiene que proteger a las mujeres: «La arquitectura debe proteger a las víctimas de violencia machista y a las personas más vulnerables», ha asegurado la ministra.Martínez Dalmau ha explicado que las casas «tienen que estar adaptadas a las necesidades de la desaparición de los roles» y que estas viviendas deben ser «espacios necesarios donde se pueda llevar adelante una vida con plena integridad».El vicepresidente y conseller de Vivienda ha resaltado que la Generalitat ha puesto la vivienda «en el centro de las políticas» y ha subrayado las medidas de su Conselleria, entre las que se encuentra destinar el 10 % del parque público para mujeres víctimas de violencia machista.Po su parte, Montero se ha mostrado orgullosa de que «algunas de las principales señas de identidad del Gobierno del Botànic, como en materia de vivienda y memoria histórica», sean de compañeros de su partido, Unidas Podem, y ha defendido el «trabajo y rigor» que realiza su formación «desde una posición modesta».Por último, la consellera Pérez Garijo ha destacado «la apuesta clara del Consell» en materias de Vivienda e Igualdad, y ha subrayado que ambos departamentos «han ido de la mano» para tomar esas medidas.ConclusionesLas personas participantes en la jornada Género y Vivienda coincidieron en la necesidad de introducir la perspectiva de género en la regulación de la vivienda, como derecho humano y como espacio para la vida. Otro de los aspectos destacados en la jornada es que la especial situación de vulnerabilidad económico-laboral de las mujeres tiene un impacto directo en sus posibilidades para acceder y mantener una vivienda digna, adecuada y asequible.Corregir esta situación y atender especialmente las situaciones más complejas, como la que afecta a los hogares monomarentales o a las mujeres de mayor edad que viven solas, o a las mujeres que sufren la violencia de género, exige integrar esta perspectiva en la construcción de las garantías que permitan la plena eficacia del derecho a la vivienda.En el plano de la vivienda como contenedor de la vida, las ponentes abogaron por una arquitectura transformadora, también en el ámbito de la vida privada, donde los espacios permitan que los cuidados se valoren y se corresponsabilicen. También en el espacio público, los entornos urbanos han de integrar también esta perspectiva, «necesaria para asumir igualmente la lucha colectiva contra la violencia de género», según las ponentes.Entre las conclusiones figura la relativa al hecho de hacer vivienda, bien porque se construya, se reforme o rehabilite, bien simplemente porque se viva, es un tipo de política. Esta asunción del carácter político de habitar está «en el centro del gran legado de la tradición feminista», según se expuso en la jornada.De hecho, «las mujeres han protagonizado las principales luchas por el derecho a la vivienda que hoy en día marcan el camino para que ese derecho sea una realidad, algo que no será posible si no integra la perspectiva de género», reflejan las conclusiones.Las ponentes que participaron -todas ellas expertas en la materia- tanto las académicas como las que desempeñan cargos públicos de distintas administraciones, coincidieron también en remarcar la importancia de las experiencias y prácticas de inclusión de esta perspectiva, poniendo como ejemplo en el ámbito europeo al Ayuntamiento de Barcelona y a la Vicepresidencia Segunda y Conselleria de Vivienda y Arquitectura Bioclimática.

3 recommended
comments icon0 comments
0 notes
12 views
bookmark icon

Write a comment...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *