Colau admite errores pero afirma que Barcelona «no es un caos» en materia de seguridad

Published 01/09/2019 in Barcelona, Catalunya, Espana

Colau admite errores pero afirma que Barcelona «no es un caos» en materia de seguridad
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, en el vídeo que hoy domingo ha colgado en su cuenta de Facebook – ABC

Carga contra el Govern de Torra por sacar pecho ante el Estado sobre competencias en seguridad y al mismo tiempo decir que en Barcelona eso «es cosa de Colau»

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha denunciado hoy una «campaña de alarmismo» y un «ataque político» a su gobierno para presentar una «imagen falsa» de la ciudad, como si fuera un «caos» en materia de seguridad, y ha afeado al Govern y al consejero de Interior de la Generalitat, Miquel Buch, su «estrategia miope».

Así lo asegura Colau en un vídeo que ha difundido este domingo en las redes sociales, en el que, en vísperas del reinicio del curso político tras las vacaciones de verano, rompe su silencio en relación con la polémica sobre la seguridad en Barcelona, donde este año se han disparado en un 30% los robos violentos.

Colau se dirige a los vecinos de Barcelona, especialmente los que han sufrido algún episodio de inseguridad, y les garantiza que su gobierno es consciente de este «problema»: «Estamos trabajando en ello y pensamos dedicar a ello todos los esfuerzos, porque todos los vecinos tenemos el derecho de sentirnos seguros en nuestro barrio».

La alcaldesa lamenta que durante el verano y durante el pasado curso, especialmente coincidiendo con las elecciones municipales de mayo, se han querido presentar los problemas de seguridad de Barcelona «como el caos, como si Barcelona fuera la ciudad más insegura del mundo, y esto no es así».

Según Colau, se trata de una «campaña de alarmismo», como la que han sufrido otros países y ciudades del mundo «cada vez que llegan gobiernos progresistas, valientes, con una agenda de cambio, dispuestos a confrontar con los poderes financieros, los poderes especulativos y los lobbys económicos».

La alcaldesa resalta que este tipo de poderes económicos hacían «lo que les daba la gana» en Barcelona hasta que «por primera vez» se han encontrado a un «gobierno independiente» que les planta cara.

«No es la primera vez que se aprovechan de los temas de seguridad para intentar magnificarlos y hacer que no se hable de otra cosa. Que sepan que no se saldrán con la suya. Nosotros daremos prioridad a los temas de seguridad y trabajaremos con rigor y con colaboración y lealtad institucional para resolver los problemas de seguridad, pero mantendremos nuestra agenda de cambio», asegura.

«Lucharemos contra la especulación que amenaza nuestra ciudad. Defenderemos Barcelona de todas las amenazas que pueda tener. Defenderemos a los vecinos para que esta sea una ciudad donde vivir y convivir, donde todos se sientan seguros y se garanticen los derechos fundamentales. Esta es una ciudad abierta y orgullosamente diversa, que quiere enviar un mensaje de vida y esperanza. Y entre todos lo tenemos que hacer posible», afirma la alcaldesa.

Colau denuncia que su gobierno está sufriendo una «auténtica campaña de ataque político», lo que «desgraciadamente» forma parte del «juego político actual». «Que me ataquen a mi, pero que no jueguen con la ciudad ni con los vecinos», exclama.

En este sentido, pregunta por qué el conseller de Interior, Miquel Buch, afirma, cuando se habla de los problemas de seguridad en Barcelona, que «esto es cosa de Colau», pese a que la Generalitat recuerda siempre que tiene la «competencia exclusiva» en la materia.

«¿Por qué Buch, durante todo el pasado año, ha dicho que no hacían falta más Mossos d’Esquadra en Barcelona, pero cuando han pasado las elecciones municipales, ahora sí, habrá 300 nuevos mossos en septiembre? ¿Por qué Buch se ha negado a venir a la Junta Local de Seguridad cuando subían los hurtos y robos y no se ha presentado hasta que han pasado las elecciones municipales para anunciar un plan de choque?», pregunta la alcaldesa.

«Exigimos una rectificación. Y en parte, la estamos viendo ahora mismo. El propio conseller y el Govern ha visto que su estrategia era miope porque cuando se han empezado a oír que había tantos problemas de seguridad en Barcelona, algunas voces del Estado han sugerido que quizás tendrían que enviar a más Policía Nacional a Cataluña y rápidamente ha salido Buch a decir que no hacía falta y que el Govern tiene la competencia en seguridad y puede garantizar la seguridad en Barcelona», señala la alcaldesa.

Colau aplaude este «cambio de actitud», porque aunque llega «tarde, una vez pasadas las elecciones municipales», permite ponerse a trabajar: «Esto es lo que espera la ciudadanía de nosotros, que dejemos de lado los partidismos y trabajemos para resolver los problemas de la ciudadanía».

En el vídeo, Colau advierte de que algunos sectores han intentado aprovechar los problemas de seguridad para estigmatizar a los colectivos más vulnerables, como los inmigrantes o los menores no acompañados, y ha insistido en su compromiso en parar a la extrema derecha y los «discursos del odio» que se intentan infiltrar en los barrios de Barcelona.

Además, reconoce que, como alcaldesa, debe «corregir algunas cosas», ya que admite que en temas de seguridad «no siempre» ha hablado claro como lo ha hecho en el vídeo que ha difundido hoy.

Print article

Leave a Reply

Please complete required fields