Espana

Del «doctor cum fraude» al señor «máster fake»

• Bookmarks: 4


Gabilondo observa detenidamente el atril del debate de candidatos en Telemadrid – MAYA BALANYÀ

Anécdotas del debate de candidatos de la Comunidad de Madrid: Aguado protagonizó varios momentos efectistas en un acto falto de chispa

Sara Medialdea

@smedial

En un larguísimo y bastante tedioso debate entre candidatos, sobresalió sin duda el de Ciudadanos, Ignacio Aguado. Con frases como esta, dirigida a Ángel Gabilondo cuando hablaba de impuestos: «Es como si Herodes hablara de fomentar la natalidad». Estuvo vivo en sus intervenciones y fue prácticamente el único en cortar a los otros cabezas de lista en medio de sus discursos. Con detalles como la foto de Pedro Sánchez y Pablo Casado a las puertas de La Moncloa, a los que Aguado llamó «el doctor Cum Fraude y el señor Máster Fake».

Claro que Gabilondo, pese a su impenitente seriedad, no se quedó atrás en defenderse de los ataques que recibía. «El PSOE no es el satán de la libertad», aclaró.

Los candidatos llegaron a Telemadrid y se colocaron cada uno en su lugar –decidido en un sorteo previo–: Ayuso en la extrema izquierda –geográfica– y, a su derecha, Isa Serra- en el centro el socialista Gabilondo, junto a él Aguado y en el extremo derecho del plató, Rocío Monasterio.

Como la nueva política tiene mucho que ver con los gestos, éstos se midieron al milímetro. El primero fue el de Serra, la candidata de Unidas Podemos: llegó en taxi, igual que hizo Pablo Iglesias en uno de sus debates, lanzando un guiño de apoyo al sector. No fue el único golpe de efecto. Gabilondo, candidato del PSOE, lo hizo dando un tranquilo paseo con su equipo hasta la sede de Telemadrid. Ayuso, del PP, repitió la entrada a pie.

Sin móviles

El cromatismo iba desde el rosa de Ayuso al verde de Serra y el blanco de Monasterio, acabando con el traje azul de Aguado y Gabilondo. En los atriles, un reloj que les marcaba el tiempo y una prohibición: fuera teléfonos móviles. No todos lo cumplieron: Isabel Díaz Ayuso utilizó el suyo para escenificar su apuesta por la tecnología. Aunque, eso sí, estaba apagado.

Aguado parecía, por momentos, un prestidigitador, que se sacaba de no se sabe dónde un rollo de papel de los que le lanzaron días atrás, durante uno de los dos escraches que ha sufrido su partido durante esta campaña, mientras recordaba que Podemos no denunció estos hechos y preguntaba a Gabilondo si haría a ese partido su socio y a la candidata de Unidas Podemos su «consejera de Civismo» o, hablando de cajeros vandalizados, su «consejera de Economía».

4 recommended
comments icon0 comments
0 notes
28 views
bookmark icon

Write a comment...

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *