El nuevo presidente de AENA relanza el plan de compras en Brasil, Cuba, EE.UU. y Japón

Publicado 06/08/2018 in Economia

El nuevo presidente de AENA relanza el plan de compras en Brasil, Cuba, EE.UU. y Japón
Maurici Lucena, durante su etapa como portavoz del PSC – EFE

Maurici Lucena respalda el plan estratégico impulsado por su antecesor, Jaime García-Legaz, y prevé cerrar alguna operación en 2019

Guillermo Ginés

Con el aterrizaje de Pedro Sánchez en las pistas del Ejecutivo español tras el éxito de la moción de censura contra Mariano Rajoy, no solo hubo traspaso de carteras ministeriales entre populares y socialistas. También se produjo un cambio de mano en las gestiones de las cúpulas presidenciales de las empresas públicas. El gestor de aeropuertos español, AENA, fue uno de los afectados. Así, el pasado 16 de julio, su expresidente, Jaime García-Legaz, dejaba paso a Maurici Lucena, propuesto días antes por el ministro de Fomento, José Luis Ábalos.

Con el cambio en el sillón presidencial de AENA algunos auguraban posibles cambios en su estrategia de futuro más inmediato… pero no es así. Las conversaciones que han mantenido ambos directivos han resultado positivas, de total conexión respecto a la estrategia a seguir por la compañía.

Según ha podido saber ABC, Lucena mantendrá el plan estratégico que García-Legaz puso en marcha una vez acomodado en lo más alto de la cúpula de AENA tras su nombramiento en octubre de 2017 al sustituir a José Manuel Vargas. El exsecretario de Estado de Comercio puso en marcha dos líneas estratégicas firmes desde que aterrízo en la empresa: su internacionalización y el desarrollo inmobiliario de los aeropuertos Adolfo Suárez Madrid-Barajas y Barcelona-El Prat. No en vano, el pasado 29 de mayo, aún bajo el Ejecutivo de Rajoy, el Consejo de Administración de AENA aprobaba el Plan Estratégico 2018-2021 de la compañía.

Fuentes conocedoras al detalle del contenido de este plan, y del momento en el que estaba su desarrollo, explican a este periódico que el actual presidente ha decidido seguir estudiando las propuestas de compras que ya había planteado su antecesor. De hecho, Lucena mantendrá los destinos que ya había «elegido» García-Legaz: seguir su expansión por Iberoamérica -en los países donde ya está presente, como México o Colombia-, nuevas compras en Brasil, Cuba y Jamaica y una apuesta fuerte por Estados Unidos y Asia. Sobre todo, con algún activo ya localizado en Japón.

Las mismas fuentes aseguran que Lucena reconoce que el plan del equipo gestor anterior permitirá al operador de aeropuertos españoles estar más y mejor diversificado para así evitar el riesgo que supone depender únicamente de la buena marcha del mercado doméstico.

Socios locales, otra opción

A los destinos elegidos se añade también la posibilidad de cerrar operaciones a través de dos opciones diferentes: o compra de aeropuertos o ir de la mano de algún socio, ya sean internacionales o locales. Eso sí, siempre estudiando ofertas a precios razonables, para no incomodar los intereses de los accionistas privados del gestor aéreo, que ostentan el 49% de su capital, frente al 51% que aún mantiene el Estado.

Para el anterior presidente, el mercado asiático se antojaba clave para acometer la expansión y crecimiento de AENA. Fuentes de su entorno aseguran que la percepción de García-Legaz sobre esta zona geográfica es que se convertirá de aquí a 2030 en destino prioritario para negocios y turismo. Y con viajes de ida y vuelta. Por ello, AENA, con García-Legaz al frente, y con el objetivo de potenciar las conexiones aéreas con España, ya había buscado aeropuertos en ciudades que atraigan a pasajeros con gran capacidad de compra, como los chinos o japoneses.

En este sentido, además de otros enclaves del sureste asiático, Japón se había convertido en uno de sus objetivos predilectos porque, además de gozar de una buena ubicación y excelente capacidad de consumo de sus ciudadanos, había puesto en marcha un programa de privatización de sus instalaciones que daba opción a operadores extranjeros como el español.

Diferente es el caso de la búsqueda de instalaciones aeroportuarias en Estados Unidos. Si bien es verdad que Lucena ha retomado el interés de su antecesor en el cargo y mantiene en estudio complejos norteamericanos, el proceso de tanteo allí es más complejo que en el sureste asiático.

Los aeropuertos en Estados Unidos son de titularidad pública y están en manos de los ayuntamientos de las ciudades en las que se encuentran. Es un aspecto que, sin embargo, no echó para atrás a la anterior cúpula del gestor. Cuando se produjo el vuelco político, esta se encontraba rastreando el mercado estadounidense en busca de socios locales para invertir en instalaciones que las aerolíneas europeas ubicadas en los dos mayores aeropuertos españoles -Madrid-Barajas y Barcelona-El Prat- estuvieran potenciando con vuelos directos, sobre todo a través del bajo coste.

En el exterior desde 1997

Lo cierto es que AENA, que es a día de hoy el mayor gestor aeroportuario del mundo por número de pasajeros, tiene desde hace más de 20 años su mirada puesta en la internacionalización. Su expansión internacional, que comenzó en 1997, ha sido siempre un modelo de éxito. Y en su periplo internacional ha sabido exportar exitosamente sus fortalezas en la gestión de la red de aeropuertos españoles.

Actualmente está presente en 16 aeropuertos fuera de España, de los cuales 15 están localizados en el continente americano. Doce en México, donde cuenta con más del 33% del capital de Aeropuertos Méxicanos del Pacífico (con un 17,4% en el Grupo de Aeropuertos del Pacífico), uno de los grupos aeroportuarios privatizados más grandes de América. Además, cuenta con dos en Colombia: el aeropuerto de Cali, del que posee el 50%, y el 37,8% de la Sociedad Aeroportuaria de la Costa (SACSA), que gestiona el aeropuerto de Cartagena de Indias. En Jamaica, la empresa participa en la empresa GAP, que a su vez adquirió en febrero de 2015 la empresa DCA, con un 72,4% del Aeropuerto de Montego Bay.

Aunque en estos momentos no gestione ningún activo en Brasil, la compañía está muy vinculada al país. En 2012, participó en la licitación de los aeropuertos de Brasilia, Guarhulos-Sao Paulo y Viracopos-Campinas, siendo finalista en las tres licitaciones. Al año siguiente, acudió a las licitaciones de los aeropuertos de Galeao-Rio de Janeiro y Belo Horizonte-Confins. Además, prestó servicios de apoyo técnico a la concesión de Brasilia.

Por último, en Reino Unido tiene mayoría de control en la empresa que opera el aeropuerto de Luton, en Londres. Se trata de una infraestructura que aportó más de 106 millones de euros de ingresos al grupo entre enero y junio y donde el tráfico crece a ritmos del 17%.

Ahora, AENA está estructurando una nueva oleadas de adquisiciones que se sostentará sobre dos pilares: experiencia y socios fiables.

Print article

Leave a Reply

Please complete required fields